NOMBRE CIENTÍFICO O LATINO: Burhinus Oedicnemus
NOMBRE COMÚN O VULGAR: Alcaraván Común

DESCRIPCIÓN:

  • Familia: Burhinidae
  • Aspecto: Pequeña zancuda de grandes ojos amarillos y coloración general pardo-terrosa. El adulto luce una banda blanca bordeada de negro en el ala, y dos franjas blancas por encima y debajo del ojo. Tiene el pico amarillo, con la punta negra. El joven es más discreto, con la banda alar y las franjas blancas de la cabeza más desvanecidas y menos marcadas. En vuelo, la parte inferior de las alas resulta muy pálida, mientras que la superior presenta dos franjas alares blanquecinas bordeadas de negro, con las puntas y la parte posterior de las alas negruzcas, aunque sobre este fondo oscuro también se aprecian algunas manchas blancas.
  • Tamaño: Mide 77-85 cm de longitud y una envergadura de 40-44 cm.
  • Distribución: Se distribuye en una amplia franja del sur del Paleártico, desde Gran Bretaña y Mauritania por el oeste, hasta Asia central y oriental (India e Indochina) por el este.
    En la Península ocupa ampliamente las zonas de influencia mediterránea, evitando regiones montañosas y forestales, y se encuentra ausente de la franja norteña húmeda, así como de gran parte de Cataluña, la Comunidad Valenciana y las provincias de Granada y Málaga. En Baleares se localiza en Mallorca, Menorca, Cabrera, Ibiza y Formentera. También está presente en Canarias. En la Península aparece la subespecie oedicnemus; en Baleares se encuentra la subespecie saharae; y en Canarias hay dos subespecies propias de las islas: insularum (Fuerteventura, Lanzarote e islotes de La Graciosa y Alegranza) y distinctus (resto del archipiélago).
  • Migración: Las poblaciones insulares son estrictamente sedentarias, mientras que las peninsulares se comportan como básicamente sedentarias en la mitad meridional y como estivales en la porción septentrional de la Meseta y en Aragón. Además, en la Península Ibérica invernan ejemplares procedentes al menos de Francia, Gran Bretaña y Holanda. En Europa se trata de una especie mayoritariamente estival, con zonas de invernada en la Península, el norte de África y al sur del Sáhara.
  • Hábitat: Ocupa terrenos llanos o ligeramente ondulados, con escaso o nulo arbolado y vegetación baja, muchas veces áridos o semiáridos. Puede aparecer en pastizales secos, eriales, estepas y semidesiertos, o bien en ambientes agrícolas de secano e incluso regadío. En zonas agrícolas prefiere las áreas de vegetación natural frente a las cultivadas.
    Nido: El nido es construido por ambos sexos, tiene unos 16-22 centímetros de diámetro y 5-7 centímetros de profundidad; se sitúa en el suelo, y se rodea con pequeñas piedras, conchas, excrementos de conejo, etc.
  • Reproducción: En la Península, el periodo de cría abarca desde abril hasta principios de julio, pero en Canarias puede adelantarse a finales de febrero. La puesta consta de uno a tres huevos, generalmente dos, de color beis o gris pálido, ligeramente brillantes y con moteado variable gris violáceo. La incubación, de la que se encargan el macho y la hembra, dura 24-26 días. Se han registrado puestas de reposición tras su pérdida. Los jóvenes abandonan el nido al poco de nacer, son cuidados por sus dos padres y se desarrollan en unos 36-42 días.
  • Alimentación: Se basa fundamentalmente en insectos, como ortópteros, coleópteros u hormigas.
  • Sonido: Durante la primavera y el verano, la especie se hace notar mucho a través de su característico reclamo, un cur-li-liii inconfundible que se oye en horas crepusculares y nocturnas. En el cortejo emite un canto lastimero, con una nota trinante seguida de otras claras: clii-urr-lii.